Google+ Badge

viernes, 24 de mayo de 2013

En mi país que tristeza… la hipocresía La vida pasa como un huracán en este Uruguay progresista-frentamplista, entre movilizaciones, cartas de arrepentidos oportunistas de ayer y hoy, en mi “patria no hay justicia”. No hay salarios dignos, escuelas en pésimas condiciones, maestros y profesores que “galguean”, no hay salud, es decir, no solo se trata de las condiciones de asistencias, no hay salud entre otras cosas porque la capacidad de alimentarse cada día, es más difícil. Con una canasta que supera los 50 mil pesos y salarios en su gran mayoría rondando los 10 mil pesos, ni hablar de las jubilaciones y pensiones a la vejes. Ahora si le incorporamos, agua contaminada, plaguicidas, plomo, azufre, mercurio, lo que va genererando malformaciones, discapacidades, muertes fetales, aumento alarmante de enfermedades alérgicas. En mi patria no hay justicia. El poeta A. Machado nos diría sabiamente “…Siempre ha sido lo mismo. En los trances duros, los señoritos –los devenidos en peón pa’ todo al servicio de la clase dominante y el Imperialismo- invocan la patria y la venden; el pueblo no la nombra siquiera, pero la compra con su sangre y la salva…”. Un descuidado compatriota recién llegado del exilio político-económico, expulsado por la crisis de la vieja Europa, comentaba preocupado “como han cambiado los tiempos, en mi época en los primeros de mayo no iban las patronales y mucho menos hablaba un patrón (explotador), ¿a que cámara o sector empresarial responde ese hombre bastante calvo, enojado y de lentes, como es posible que en un acto de los trabajadores venga un patrón a rezongar a los trabajadores? La pregunta estaba llena de indignación, la respuesta lo lleno de zozobra, ese pelado casi, de lentes y con aspecto de advenedizo es aquel “ultra” que hablaba en nombre del PIT, es Richard Reed, hoy es patrón, si amigo, es patrón a tiempo completo, empresario y diciplinador de la clase obrera en el secretariado ejecutivo del PIT-CNT, lo acompaña Abdala el sociólogo, el del grupo Paraninfo, bueno, hoy PCU, el que acuño hace casi 8 años la memorable frase “gobierno en disputa”. No es tampoco para alarmarse tanto, el Presidente de la Republica es el otrora Tupamaro J. Pepe Mujica, por más datos, hoy, amigo de Lopez Mena, Manini Rios, Reinoso Julisa, con Bush más o menos, el que no le perdona una es Julio María, ese no lo quiere ni cerca “viejo biscacha” le llamo don Sanguinetti y Jorge B. asegura que “Pepe” es de derecha. Bueno ahora falta que la gente se de cuenta y que no tarden mucho en hacerlo, el país esta “loteado”, suelo y subsuelo, todo se vende. Las consignas suelen resumir momentos y deseos de las masas, el 20 de mayo en una nueva edición de la marcha del silencio, un grupo grande, importante en números, participa como victimas del pasado y también del presente. Victimas del Terrorismo de Estado ayer, hoy victimas nuevamente, victimas en el 89 con el voto amarillo, victimas con la Comisión para la Paz. Victimas hoy a más de 7 años del triunfo del Frente Amplio. Victimas de un presidente que se apena de los “viejitos” presos en carceles de lujo. Victimas de las operaciones para sellar la Impunidad hoy, como ayer victimas del Plan Cóndor. En mi patria no hay justicia y agregaba, quien es el responsable. Desde luego uno imagina que es una pregunta retórica, ya lo saben verdad. Los gobiernos frenteamplistas que llegaron, con la entrega y la sangre de la clase obrera, de los Gelos Bonilla, Chavez Sosa, Cuesta, Duarte, Gatti, del estudiantado valiente y abnegado como Liber, Ibero, Susana, el maestro pobre y heroico Julio Castro, Manuel Liberof medico y comunista igual que Roslik. Y muchos mas, nosotros también en la “clande” organizando sindicatos, escribiendo en los muros los nombres de los que se llevaban, pegando los croquis con figuras sin rostros de mujeres y hombres, pintando “vivos se los llevaron, vivos los queremos”, los que siguen hoy marchando ellos y las fotos ya amarillentas de nuestros compañeros, de nuestros hermanos. Ayer las Fuerzas Conjuntas, hoy la ingratitud, el cinismo y los Amodios de ayer y los de hoy. Si de marcha se trata, la Soberanía nos convoca, multitudinaria, multifacética, con intereses contrapuestos tal vez, anudados por la defensa del “medio”, la defensa de la vida, el vaciamiento y el saqueo. Marcho por 18 de julio, por centro de Montevideo, no fue indiferente para los medios de desinformación, el gobierno intenta a través de sus militantes de baja monta, asimilarla a las movilizaciones de los vernáculos “loby” sojero argentino, marchando contra las retenciones, la famosa 125. No dio resultado. La Asamblea Permanente marcho a paso firme, seguramente esa firmeza se traducirá en octubre del 2014 en aprendizaje y sabiduría. Acá nosotros Refundación Comunista, en pleno proceso de ensamble con otros Camaradas, con otros Compañeros: Socialistas, Bolcheviques. Construyendo Unidad, encontrando la “idea”, lo único que une a las/os mujeres y hombres, llamando a construir instrumentos, a construir organización, programa, a desclandestinizar el planteo que otros han intentado vanamente enterrar. Sin mezquindades, con firmeza, intransigente en los principios, en el punto de vista de clase. Con la más firme e inquebrantable confianza en la clase obrera, con las masas todo, sin ellas nada. Las revoluciones son obras de las masas, las masas concientes organizadas, y en ella la clase obrera, que al decir de C. Marx “…nada tienen para perder, salvo sus cadenas…”. Ese es naturalmente nuestro objetivo, por lo tanto, modestamente y bajo esa definición estratégica abordamos la coyuntura, es decir: en el marco de la táctica no hay tarea más importante que aportar a la consolidación de la Unidad Popular independientemente de los matices y/o diferencias que venimos sustanciado en lo programático, en lo organizativo y en las candidaturas, aun cuando hay temas a profundizar, como es el caso del perfil de campaña, el discurso, es decir ¿Quiénes son los destinatarios centrales de nuestra propuesta, a que proyecto clase responde, etc.? Todos temas de suma trascendencia. La amplitud en tiempos electorales siempre ha sido un “nudo” dialéctico, su resolución determina el avance o retroceso. Nada ha sido en vano!! Refundación Comunista
Publicar un comentario